AGUAS RESIDUALES EL RECURSO DESAPROVECHADO

Inicio / Blog / AGUAS RESIDUALES EL RECURSO DESAPROVECHADO
AGUAS RESIDUALES EL RECURSO DESAPROVECHADO

En T&D S.A. estamos comprometidos con el medio ambiente buscando soluciones tecnológicas que ayuden a las empresas a ser coeficientes, es por eso que trabajamos en ofrecer la mejor alternativa en el Tratamiento de Aguas Residuales, con procesos innovadores, la mejor calidad y precios accesibles, para que cualquier industria sea capaz de tratar sus efluentes de manera autónoma.

 

En un mundo en el que el agua es un recurso cada vez más escaso y valioso y el bajo nivel de soluciones avanzadas en el campo de las aguas residuales indica que existe una necesidad urgente de investigación y nuevas tecnologías que mejoren el tratamiento de las aguas residuales.

Las aguas residuales son un componente crítico del ciclo del agua y deben ser tomadas en cuenta durante todo el ciclo de gestión del agua: desde la captación de agua dulce, el tratamiento, la distribución, el uso, la recolección y el tratamiento posterior hasta su reutilización y retorno final al medio ambiente, donde se repone la fuente para las subsiguientes captaciones de agua.
(ver Figura 1.1).

Sin embargo, la mayoría de las veces, la atención que se da a la gestión del agua después de su uso ha sido un componente del ciclo de gestión del agua a menudo pasado por alto.

La gestión de las aguas residuales generalmente recibe poca atención social y política en comparación con los retos del abastecimiento de agua, especialmente en el contexto de la escasez de agua. Sin embargo, ambos están intrínsecamente relacionados: actuar con negligencia en relación con las aguas residuales puede tener impactos altamente perjudiciales para la sostenibilidad del abastecimiento de agua, la salud humana, la economía y el medio ambiente.

El ciclo de gestión de aguas residuales puede desglosarse en cuatro fases o etapas básicas interconectadas:

a) La prevención o reducción de la contaminación en la fuente. en términos de carga de contaminación y volumen de aguas residuales producidas. Prohibir o controlar el uso de ciertos contaminantes para eliminar o limitar su entrada en las corrientes de aguas residuales a través de medios regulatorios, técnicos y/o de otro tipo.

b) La eliminación de contaminantes de las corrientes de aguas residuales. Sistemas operativos (incluida la infraestructura de recolección) y procesos de tratamiento que eliminan diversos componentes de las aguas residuales (es decir, contaminantes) para que puedan utilizarse o devolverse de forma segura al ciclo del agua con mínimos impactos ambientales

c) El uso de aguas residuales (es decir, reutilización del agua). Uso seguro de aguas residuales tratadas o no tratadas bajo condiciones controladas para fines beneficiosos .Históricamente utilizadas, en primer lugar, para el riego.

d) La recuperación de subproductos útiles. Se pueden extraer varios componentes de las aguas residuales, ya sea directamente (por ejemplo, calor, nutrientes, materia orgánica y metales) o a través de procesos de transformación adicionales (por ejemplo, biogás procedente de lodos o biocombustibles de microalgas).

Existe un número creciente de oportunidades potencialmente rentables para extraer materiales útiles de las aguas residuales, como nitrógeno y fósforo, que pueden transformarse en fertilizantes.
Una función adicional del ciclo de gestión de aguas residuales es mitigar cualquier impacto negativo en la salud humana, la economía y el medio ambiente.

Si tienes cualquier consulta o necesitas asesoramiento, no dudes en consultarnos  al e-mail:  info@tyd-sa.com

 

 

Fuente
2017 UN World Water Development Report, Wastewater: The Untapped Resource

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *